domingo, septiembre 28, 2008

Agresiones contra las mujeres no se reportan

Una violencia que no cesa

http://www.elespectador.com/impreso/tema-del-dia/articuloimpreso-una-violencia-no-cesa

Por: Redacción Política

La ONG Ruta Pacífica de las Mujeres lanza este miércoles un estudio que concluye, entre otras cosas, que muchas de las víctimas no denuncian por temor. Profamilia, por su parte, lanza una campaña para que las afectadas no se queden calladas.
Según el estudio, el país no cuenta con cifras totales que permitan analizar el problema de la violencia contra la mujer en su real dimensión.
Aunque el tema de la violencia contra la mujer parezca dramático, y se estime que ellas conforman uno de los sectores de la población más golpeados por el conflicto, lo cierto es que la sociedad colombiana no cuenta con la información suficiente como para conocer la real dimensión e incidencia de este problema. A esa conclusión llegó el estudio Las violencias contra las mujeres en una sociedad en guerra: un atentado contra su integridad y su cuerpo, de la investigadora Olga Amparo Sánchez Gómez, que hoy lanza la ONG Ruta Pacífica de las Mujeres.
Con cifras estatales, y datos de organismos no gubernamentales, el documento describe y analiza las agresiones cometidas contra el género femenino en todo el territorio nacional, entre los años 2000 y 2005, y puntualiza que definitivamente el número de casos no registrado es muy alto. En el mismo sentido, no existe correspondencia entre los datos oficiales y los de las organizaciones de derechos humanos.
La investigación critica que “el Estado no ha consolidado un sistema de información nacional que registre y sistematice los datos de las violencias contra las mujeres… y que pueda servir como soporte para el diseño y ajuste de las políticas, programas y acciones de prevención, detección temprana y atención integral”, pero también incluye entre las causas del subregistro el silencio de las víctimas, que no denuncian por temor a represalias o simplemente porque creen que el trámite jurídico podría ser interminable.
Sobre el tema del silencio se han mostrado preocupadas también las autoridades y organizaciones privadas. Este martes, por ejemplo, Profamilia lanzó su campaña ‘A viva voz’, con la cual la entidad recorrerá el país brindando atención física y sicológica a los afectados por la violencia sexual, e instando a los ciudadanos a denunciar ese delito, del cual son víctimas tres de cada 50 colombianas.
Por su parte, la viceministra del Interior, María Isabel Nieto, señaló que la trata de personas como una de las amenazas más fuertes contra las mujeres en el país, y aseguró que es fundamental creerle a aquellas se atreven a hacer pública su situación.
La funcionaria reveló que Colombia es uno de los países de América Latina con mayor número de víctimas por causa de ese flagelo.
Todos los casos, de todos los delitos, se constituyen en una violación constante a los derechos humanos, y en un incumplimiento a los tratados que al respecto ha firmado el Gobierno, entre ellos la Convención Interamericana para Prevenir, Sancionar y Erradicar la violencia contra la Mujer y la Convención sobre la Eliminación de todas las formas de Discriminación contra la Mujer.
Denuncie a viva voz
Profamilia lanzó la campaña ‘A viva voz’ por una vida libre de violencia sexual con el fin de promover la denuncia sin temor. El cantante vallenato Peter Manjarrés y la actriz Diana Ángel son los encargados de llevar este mensaje a los jóvenes en un recorrido por 21 ciudades del país, que será principalmente en colegios. “Por medio de mi voz quiero llevar un mensaje de aliento a esas personas”, dijo el intérprete.
María Isabel Plata, directora de la campaña, agregó que su propósito es que la gente se informe, aprenda a conocer la violencia, pueda prevenirla, acompañe a la víctima en la búsqueda de ayuda, o la acompañe a superar la discriminación: “El desconocimiento, la vergüenza y el temor a los señalamientos hacen que el 80 por ciento de los casos queden ocultos y en la impunidad”.
Las cifras más recientes en el tema son las de la Encuesta Nacional de Demografía y Salud de Profamilia 2005, las cuales señalan que el 76% de los agresores son conocidos de la mujer violada, casi siempre el padre, el padrastro, un amigo de la familia o un ex novio, y el 66% de esos abusos tuvieron lugar en el propio domicilio de la víctima.

Redacción Política EL ESPECTADOR

ruta pacífica de las mujeres, violencia de género, política,

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Comparte tus ideas