martes, marzo 20, 2012

Respuesta a editorial de El Tiempo sobre el lenguaje incluyente


Hola, acabo de escribir esta respuesta al editorial de El Tiempo de este sábado 17 de marzo. Les pido que lo lean y si están de acuerdo, que me ayuden a difundirla.
Gracias anticipadas.
Gabriela Castellanos Llanos

ELLOS, ELLOS, Y ELLOS
Por. Gabriela Castellanos Llanos
El editorial de El Tiempo "Ellos, ellas y la gramática". no oculta el júbilo, la sensación de triunfo de quien lo escribió, al informarnos que "el gramático más ilustre del castellano actual, Ignacio Bosque" (¿y quién lo habrá graduado de máxima "ilustridad"?) ha publicado un documento que "repudia los artificios que se han inventado para compensar la supuesta discriminación sexual del español y denuncia que desde determinados sectores, a menudo financiados con dineros públicos, se pretende forzar cambios en la estructura de la lengua que deforman su modo de ser".[1] Además, añade el editorialista en su paroxismo de dicha, "el trabajo de Bosque ('Sexismo lingüístico y visibilidad de la mujer') ha recibido apoyo masivo de la Real Academia Española y de otras academias de la lengua".[2] A manera de ejemplo de los "esperpentos" que producen las feministas en su búsqueda de un lenguaje que incluya a las mujeres, cita un pasaje de la más reciente Constitución de Venezuela, donde se enumera, en masculino y femenino, una sarta de cargos que pueden desempeñar únicamente "los venezolanos y venezolanas por nacimiento".


La solución para estos dos señores, Bosque y el editorialista, como para los otros académicos que los apoyan, es clara: aceptar el idioma tal cual está, y no oponer objeciones al uso del masculino genérico, es decir, el uso del género gramatical masculino para designar a hombres y a mujeres. No importa que se confundan, en ese uso,  el varón y el género humano, de modo que en muchas instancias de significación se conviertan en sinónimos. Tampoco deben preocuparle a nadie las consecuencias que esto traiga para las mujeres. Estos señores nunca han sentido lo que la poeta estadounidense Adrienne Rich, ha descrito con tanta fuerza:
Cuando alguien con la autoridad de un maestro, por ejemplo, describe el mundo y tú no estás en él, hay un momento de desequilibrio psíquico, como si te miraras en un espejo  y no vieras nada.[3]
 Según ellos, la lucha de las mujeres contra la discriminación y la inequidad no debe darse en el lenguaje, sino sólo en la sociedad. La posibilidad de que el lenguaje y la cultura influyan en la sociedad nunca parece contemplarse.[4]
Los argumentos del editorial, por otra parte, son bastante cuestionables. El que con mayor fuerza se esgrime es el de la autoridad: Bosque dijo, la Academia respaldó, los otros académicos concurrieron. En otras palabras, hablaron los que "más saben" sobre el idioma; todos los demás debemos callar. La pobreza de este tipo de argumento es evidente. Pero se trata, además, de autoridades que conviven con la exclusión de las mujeres y se hacen cómplices de ella, pues en la Academia de la Lengua las mujeres siguen estando en la abrumadora minoría: desde que fue fundada en 1713, o sea en los casi 300 años de su historia, ha tenido más de 1000 miembros, y sólo cinco han sido mujeres. Hubo que esperar hasta 1979 para que aceptara a la primera mujer, Carmen Conde. ¿Será pura coincidencia que la entidad que por siglos excluyó explícitamente a las mujeres ahora se pronuncie en contra de cambios en el lenguaje que se proponen para visibilizarlas? Se nos excusará a muchas y a muchos si no bajamos la cabeza cuando la Academia se pronuncia sobre equidad entre hombres y mujeres, si no declaramos que nos abruma su sapiencia, si continuamos creyendo que el idioma español lleva la impronta de la dominación masculina, y si proponemos medios para contrarrestarla.
En cuanto a los esperpentos, en relación con los cuales el autor del editorial emplea la ridiculización como argumento, él mismo menciona en un ejemplo que en vez de duplicar cada sustantivo añadiendo el femenino, quienes desean evitar la discriminación de la mujer pueden recurrir a un sustantivo abstracto: no usar ni la forma excluyente del masculino genérico ("el ciudadano debe respetar a los funcionarios judiciales") ni la incluyente pero poco elegante ("el ciudadano y la ciudadana deben respetar a los funcionarios y funcionarias judiciales") sino la forma incluyente pero sintética, "la ciudadanía debe respetar a quienes ejercen la judicatura".[5] El editorialista menciona esta última posibilidad pero no vuelve a referirse a ella, pues entonces tendría que renunciar a seguir rasgándose las vestiduras.
Del mismo modo, en la Constitución venezolana, en vez de "Presidente o Presidenta de la República, Vicepresidente Ejecutivo o Vicepresidenta Ejecutiva, Presidente o Presidenta y Vicepresidentes o Vicepresidentas de la Asamblea Nacional" y un largo etcétera, puede hablarse de "los cargos de: Presidencia de la República, Vicepresidencia Ejecutiva, Presidencia y Vicepresidencias de la  Asamblea Nacional", y así sucesivamente.
Finalmente, debo reconocer que algunas personas con muy poco juicio caen en la exasperante costumbre de corregir reiteradamente a quienes en algún momento empleen el masculino para referirse a hombres y a mujeres. La persuasión siempre será más conveniente que la censura, y los excesos siempre resultan contraproducentes. Al mismo tiempo, es absurdo advertir, como lo hace el editorial, sobre el supuesto peligro de que se persiga y envíe a la cárcel "por cuenta de la gramática", a quienes no usen el lenguaje incluyente. Es un chiste que el autor hace desde una posición de poder, fingiéndose futura víctima de una represión que no existe y que sería no sólo insensato sino además imposible tratar de instaurar.
Pero es comprensible que hombres como el escritor de ese editorial tengan temor de perder sus privilegios lingüísticos. En definitiva, por más que la Academia lance condenaciones y excomuniones, y lluevan sobre las feministas rayos y centellas, los cambios en el lenguaje seguirán dándose, y será el uso en la vida cotidiana el que terminará por imponerse. La Academia, al fin, tendrá que aceptar lo que ya se ha convertido en uso generalizado, como ha sucedido tantas otras veces en su historia.


[1] Redacción El Tiempo. "Editorial: Ellos, ellas y la gramática". 17 de marzo de 2012. (Click aquí)
[2] La academia ya se pronunció hace unos meses rechazando el término "violencia de género", y de paso sobre el de género mismo, recomendando que se use siempre la palabra sexo. (Leer aquí )
Tal recomendación seguramente tendrá el mismo efecto de tantas otras del pasado cuando la Academia se ha resistido a aceptar cambios, hasta que éstos se han impuesto.
[3] Adrienne Rich, "Invisibility in Academe," EN:  Blood, Bread & Poetry: Selected Prose, 1979-1985 (New York: W.W. Norton & Co., 1986), p. 199.
[4] Por otra parte, la invisibilización de las mujeres que se quiere remediar usando formas incluyentes no es la única forma de discriminación. Existen otras formas lingüísticas de exclusión, de subordinación y control, de insulto e inferiorización mediante el uso del lenguaje. Todas ellas deben ser reconocidas y combatidas. (Véase mi artículo adjunto sobre el tema.)
[5] En realidad, la formulación del editorialista del uso de esta tercera opción, "la ciudadanía debe respetar a la judicatura" no corresponde al sentido de las otras dos opciones, pues no es lo mismo respetar la judicatura que respetar a quienes la ejercen. Pero si se enmienda como lo propongo, el sentido permanece.
“LENGUAJES INCLUYENTES”, O  LENGUAJES “POLÍTICAMENTE CORRECTOS”?: CÓMO CONSTRUIR EQUIDAD EN EL DISCURSO Ver en la revista la manzana de la discordia click aquí


9 comentarios:

  1. Every weekend i used to pay a visit this web site, as i want enjoyment, since this this website conations
    really nice funny material too.

    My web blog insomnia in pregnancy
    my site - insomnia mayo clinic

    ResponderEliminar
  2. Hello! I've been following your web site for some time now and finally got the courage to go ahead and give you a shout out from Lubbock Tx! Just wanted to tell you keep up the fantastic job!

    Here is my web page; online backup software
    Also see my website :: online backup services

    ResponderEliminar
  3. There is certainly a lot to learn about this issue. I really like all
    the points you made.

    Take a look at my website :: insomnia lan
    My web page - insomnia 8 months pregnant

    ResponderEliminar
  4. There's definately a great deal to know about this subject. I really like all of the points you made.

    Feel free to surf to my page online computer backup
    Feel free to visit my web page online backup solution

    ResponderEliminar
  5. To constitute a few the intervention of senior high school blood cholesterol: herbal tea practice
    of medicine, gugulipid, might prove some prescription drug placebo event.
    Withal, American Heart Connexion has intentional that
    supports fish and fish oil experience a big encroachment
    on letting down Cholesterol.

    Visit my blog post: Cholesterol in high treating pbc

    ResponderEliminar
  6. Una lesi�n hipoecoica en esta capa qualche centro specializzato in zona
    calabra, visto che abito a Cosenza. nigh of these growths
    can be removed in a cheated by quacks and go by off/fake products.


    My blog post dissolve lipoma

    ResponderEliminar
  7. Return to topShould I get a grasp on sometimes.
    You should be avoided as the great teachings. You can use,
    many people believe that 25 to 65 kg. This was Sunday The most noticeable
    signs in order to keep the Madness going. In the meantime, we consciously decided to not only the short list of miserable symptoms.
    His impaired vision shouldn't affect his lifespan, but a healthy husband and my rings are developing Lupus.

    Visit my site lupus specialist Tullahoma

    ResponderEliminar
  8. blogging is a way of Communication with one's self, and money on the tabular array, he says. These foods can be indulged in hold us all some tips and possibly share how it's regular possible.


    My web blog: click here
    my website :: click here

    ResponderEliminar

Comparte tus ideas